Cómo sobrevivir a la bicisenda

Publicado en el blog Retazos Celestes, de @LulitaNoMess

Asoman los primeros calorcitos, el sol y… renacen las ganas del deporte al aire libre. ¿Verdad? ¿Es acaso ud. uno de esos osados que se atreven a «cazar» la bici para desplazarse? Pues bien, les dejamos una serie de consejos:

  1. ¿Es de los tempraneros? ¿Le gusta salir al alba? No haga caso al pronóstico y vista siempre zapatitos impermeables; nunca falta el encargado, con vicios de bombero loco, obstinado con la manguerita.
  2. Ohhh…. ¿Qué es eso tan grande? ¡Es un volquete! ¿En el medio de la bicisenda? En el medio de la bicisenda… Reduzca la velocidad y… haga lo que pueda. ¡Suerte!
  3. ¿Guiño? ¿Qué es eso? Al parecer, es una costumbre de antaño que se perdió con el tiempo; lo que hoy está de última moda es mirar «losojito» del automovilista y adivinar su intención. ¿Dobla o sigue? ¡Atrévase a jugar!
  4. Evite, siempre que le sea posible, la zona de colegios: los padres entrarían con auto al patio para retirar a sus bendiciones, si es que le fuera posible, así que… la bicisenda, imáginese, los tienen sin cuidado…
  5. Peatones… ufff la peor maldición del ciclista: cruzarán sin mirar al costado, solos, con criaturitas, con colchones y hasta tablones. ¡Se los juro! Al grito de «cuidado», alguno le pedirá perdón (con carita de pollo mojado) y otros, lo putearán, por si acaso… 🤷‍♀️
  6. ¡No use auriculares y no mire su teléfono celular mientras maneja! Por el amor de Jebús, ¡Inconciente!
  7. Cuidado con las palomas… Ya conocen la expresión: «más dolobu que las palomas…» Pues bien, se cumple. Manténgase alerta. 🧐
  8. Madres… Por Dios: es un cochecito no un tanque de guerra. ¡Espere sobre la vereda!
  9. Veo la luz…. y quema… No, no es la tercera dimensión ni la luz al final del túnel: es un semáforo ¿Verde frutilla? No… Lamento decirle que le han mentido: es rojo y el semáforo también es para usted: da igual si los demás avanzan; ninguno de los ansiosos volverá ayudarle, cuando se lo lleven puesto…
  10. No, la bicisenda no es la continuación de la vereda, no es una senda peatonal, no es zona de descanso, ni de estacionamiento, ¡Ni un parque de juego para niños! Pero… no todos lo tienen tan claro 🤦‍♀️

Sí. Desplazarse por la ciudad en bici tiene sus «detallecitos» pero, pese a las peripecias, ¡es un excelente ejercicio! No se desanime 

y… Comparta con sus seres queridos: evitemos accidentes evitables.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *